ANUNCIO
ANUNCIO

Monte Xanic, el mejor Cabernet Sauvignon de México

Porque uno de los frutos de la constancia es el reconocimiento, el Concurso Internacional de Cabernets 2023 otorgó a Monte Xanic la medalla de oro al mejor Cabernet Sauvignon de México

En la década de 1990, los vinos mexicanos apenas figuraban en los concursos internacionales. Hoy el panorama es muy distinto. Lenta pero decididamente, las vinícolas de México han cosechado grandes reconocimientos como la medalla de oro al mejor Cabernet Sauvignon de México, otorgada a Monte Xanic en el Concurso Internacional de Cabernets 2023.

En un contexto enológico altamente competitivo, este galardón tiene una gran trascendencia, ya que posiciona al Cabernet Sauvignon de Monte Xanic entre los mejores 36 del mundo. A esto se suman dos factores más: el Cabernet Sauvignon es el varietal más representado en el mundo y también es la uva que más se consume en México, por lo que el Cabernet Sauvignon de Monte Xanic se perfila como uno de los más interesantes en el horizonte del vino a nivel global.

Para llegar a este punto, Monte Xanic ha trabajado por 35 años en la búsqueda de un producto expresivo y de calidad constante. “El Cabernet Sauvignon fue el primer vino que se produjo en Monte Xanic en 1988 –señala Hans Backhoff Guerrero, Director General de Monte Xanic–, a través de las diferentes añadas ha cosechado reconocimientos en todo el mundo”.

Excelencia de origen

La enología, como casi todo lo que se hace en sinergia con la naturaleza, es un camino de paciencia, observación y constancia que combina el conocimiento del terroir (planta, suelo y clima) con la búsqueda de una expresión propia. Oscar Gaona, enólogo de Monte Xanic, está involucrado de principio a fin en ese recorrido. Al igual que un capitán sabe de mareas y vientos, Gaona sabe de suelos, cepas y climas y navega por ellos con una intención específica, buscando lo mejor de las cepas en el granito y la arena de Valle de Guadalupe, así como en la arcilla característica del valle de Ojos Negros.

Gaona hace su parte, pero deja que la naturaleza haga lo que sabe hacer mejor. “Prefiero conocer la ciencia que hay detrás de la enología para así intervenir menos. Me gustan los vinos en general llamativos, con personalidad definida, consistentes y limpios, más influencia de Nuevo Mundo”, afirma el enólogo.

El trabajo de Gaona está en sintonía con la apuesta de Monte Xanic: resaltar la personalidad llamativa de cada varietal –color, taninos redondos y maduros, aromas primarios predominantes sobre la barrica–, pero sin dar un gran impacto en la madera y respetando los aromas que se desarrollan cuidadosamente en el viñedo.

En el caso del Cabernet Sauvignon, esto se traduce en un vino balanceado y de alta intensidad, color rojo cereza con tonalidades rubí, aromas y sabores a frutos rojos, flores, pimienta roja, chocolate, vainilla y madera de roble, de tanino dulce y con un cuerpo redondo. Estas son las cualidades que el jurado encontró en este Cabernet Sauvignon 2021 del Valle de Guadalupe, que hoy comparte el oro con grandes vinos de Francia, Italia, Alemania y Grecia, así como de Brasil, Australia y Sudáfrica.

“Es un orgullo que después de 35 años nuestra varietal siga siendo reconocida y ahora coronada como el mejor Cabernet de México” añade Backoff al respecto de este premio, el cual se suma las otras nueve medallas que Monte Xanic ha obtenido en las competencias más importantes del mundo, entre ellas, la medalla de oro en el Concurso Mundial de Bruselas otorgada a Monte Xanic Cabernet Sauvignon Merlot, seleccionado entre más de 7,500 vinos catados a ciegas provenientes de casi 50 países.